Telas especiales: ignífuga e impermeable

La tela es el género obtenido en forma de lámina más o menos resistente y flexible, compuesta por muchos hilos y/o fibras naturales o artificiales que se entrecruzan de manera regular y alternativa en toda su longitud. Son trabajadas, tejidas o entramadas de muy diversos modos con el objetivo de vestir y abrigar el cuerpo humano, decorar y revestir objetos.

Tela ignífuga

Es aquella se ha elaborado para proteger a las personas entornos y objetos ante el fuego y el calor. Incidentes con arcos eléctricos y fuegos repentinos son una realidad cotidiana para los trabajadores de las empresas de electricidad y de petróleo y gas.

Para ayudar a mantener los trabajadores seguros en su día a día, los profesionales requieren protección continua, además de indumentarias específicas para determinadas tareas. Las prendas ignífugas de uso diario, como camisas de trabajo, pantalones, son una solución fácil para que estos trabajadores estén adecuadamente protegidos.

Tela impermeable

Pensada para su uso en la ropa de tela resistente a la lluvia (o al agua). El acabado se aplica rellenando los poros del tejido con un componente que forma una película o usando fibras individuales o tejidos de componentes que repelen el agua y que tienen una tensión superficial alta. Una prenda de vestir puede ser resistente al agua, pero no brindar impermeabilidad o no repeler el agua. Por esta razón es importante conocer bien los conceptos

La Impermeabilidad en una prenda de vestir sólo significa una cosa; no permite la penetración del agua. Hay algunas prendas que indican impermeable hasta cierto nivel, quiere decir que en algún momento dejara de ser impermeable. Pese a lo anterior es fundamental que la prenda cumpla con las más altas normas de calidad en su fabricación, que tenga especial cuidado con las costuras ya que estas deben ser selladas adecuadamente para evitar una entrada de agua. Adicional los sistemas de cierre deben ser cuidadosamente confeccionados para que realmente la ropa de trabajo o prenda no permita ninguna filtración de agua.

La ropa de trabajo llamada resistente al agua, no necesariamente son impermeables. Es más; muchas de ellas sólo brindan una protección baja-mediana contra el agua, como: lluvias leves, pero si las usas para hacer una larga caminata durante una lluvia fuerte probablemente termines bastante mojado.

La repelencia al agua sólo significa en una prenda, que esta posee un recubrimiento químico que no permite que la tela absorba el agua actuando de manera repelente con la misma, haciendo que simplemente no penetre y resbale sobre el textil.

Etiquetas:, , , , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.

Llamar